Carbón negro • Un buen día en Madrid

Carbón negro

 noviembre 20, 2018      por Pablo Santaella

Un asador nada tradicional en pleno barrio de Salamanca

En pleno barrio de Slamanca se erige este mastodóntico restaurante. Tras las enormes puestas correderas descubrimos un espacio diáfono y amplísimo, con altos techos, y varios espacios. La luminosidad del espacio, y la extensísima sala, se compagina con un ambiente, por contradictorio que suene, intimista y acogedor. Tras seis meses de apertura, continúan gozando de un gran éxito.

Como ya hemos mencionado observamos varios ambientes nada más entrar, la enorme barra de mármol, situada en pleno centro del local, sobre la que se estructura el resto del restaurante, donde poder picotear de forma más informal y distendida, una zona de mesas altas donde poder disfrutar de un café, terrazas, y las diferentes secciones para disfrutar de la deliciosa comida. Al frente de las cocinas se encuentra el prestigioso cocinero Gonzalo de Armas, conocido por su experiencia en el restaurante Filandón, donde mantiene las bases de la cocina que le hicieron famoso: cocina tradicional, basado mayormente en la impecable calidad del producto que ofrecen, recogiendo tradición de varias partes de España(País Vasco, Galicia, La Rioja), tratando de buscar siempre el mejor producto. Podremos observar como trabajan a través de la enorme cristalera.

Lo que dota de fama a restaurante son las brasas, ya que este restaurante es esencialmente un asador, aunque disponen de guisos y otros platos tradicionales, así como algunos platos más vanguardistas que tuvimos la oportunidad de probar. Pero si son de los que disfrutan de unas buenas brasas, este es su sitio.

Comenzamos disfrutando de los mejores, o que yo humildemente, y en mi propia y corta experiencia, Bloody Marys de todo Madrid. Acompañando una mantequilla con sabor ahumado que probamos por curiosidad, y acabamos devorando. El primer plato fueron unas riquísimas croquetas de jamón, y de changurro, que estaban muy esponjosas, y con fuerte sabor, sobre todo las de jamón, para continuar con unos buñuelos de queso idizabal con base de compota de manzana. Recomendar especialmente este plato, suave, y con un sabor muy contrastado entre el fuerte sabor del queso, y el dulce de la manzana; aquí ya empezamos a notar esta preocupación ya mencionada por la calidad del producto.

El siguiente plato fue uno más fresco, menos enmarcado en el contexto tan tradicional que venía definiendo al lugar. El aguacate con ceviche estaba delicioso. Además ese ligero toque de la parrilla le daba ese punto necesario para que fuese un plato especialmente particular y con un contraste más acentuado.

Continuamos con uno de los platos más alabados del restaurante: la Txistorra de Arzibu a la brasa, que resume perfectamente los dos elementos más representativas del sitio: la parrilla y el producto de calidad. Si van deben obligatoriamente pedir la Txistorra.

Y para finalizar la chuleta de vaca vieja de Jaizkibiel, absolutamente recomendable. La carne estaba espectacularmente tierna, y el sabor igualmente fantástico.

Y afirmando esto desde la total subjetividad ya que soy más goloso que de comida salada, la tarta, y por continuar con la hipérbole, es la mejor tarta de queso que he podido probar en esta ciudad, y el mejor plato que puede probar en el Carbón Negro. Incluso sino van a comer allí, acérquense a probar la tarta.

Así que ya saben, el Carbón Negro es una parrilla, con cocina mayormente tradicional, y un especial cuidado en el trato del producto, con un ambiente acogedor, amplio y moderno. Y una tarta de queso que les sorprenderá. Ya tardan en acudir.

Datos de interés

Qué: el restaurante Carbón Negro

Dónde: Calle Juan Bravo 37

Cómo llegar: metro Diego de León(línea 6)

Precio medio: 60 euros

Reserva aquíhttp://carbonnegro.com/

Teléfono: 910885860

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

El Olivar de Castillejo

Un pequeño escondite en el centro de Madrid Para los que dicen que en Madrid no hay nada que hacer en verano…se equivocan, sitios como este hacen que estar en verano en la capital sea un auténtico placer.El Olivar de Castillejo, una pequeña finca escondida en pleno barrio del Viso de Madrid en se convierte en un espacio natural privilegiado donde disfrutar de la gastronomía y la música en directo durante los…

Mamá Chicó

La magistral fusión de tres cocinas en Mamá Chicó La pequeña calle Recoletos alberga decenas de sorpresas gastronómicas. Una de ellas se encuentra en el número 10 de esa misma calle y no debe de ser casual, porque los platos de Mamá Chicó  son de sobresaliente. Un restaurante que apuesta por fusionar las recetas tradicionales italianas y argentinas con un toque de la cocina típica de Galicia, la tierra que vio nacer a este grupo de restauración, con cinco locales…

Restaurante Sandó

La propuesta gastronómica del Hotel Santo Domingo En pleno centro de Madrid, junto a la Gran Vía, se sitúa el Hotel Santo Domingo, destino idóneo para aquellos turistas que buscan ocio, compras y gastronomía sin necesidad de desplazamientos. Pero más allá de su ubicación inmejorable, el Hotel Santo Domingo trata de enriquecer la experiencia a sus clientes con otro tipo de alicientes como su espectacular terraza (incluida en nuestra lista de terrazas TOP), su coctelería subterránea, o la oferta gastronómica…

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.