Tacatá

       por Hipólito

Cocina mediterránea en Pozuelo

Vacío de ternera con patatas fritas

Vacío de ternera con patatas fritas

Hay desplazamientos que merecen la pena, y coger el coche para ir hasta Pozuelo fue uno de esos. Nos desplazamos hasta el número 1 de la Calle Grecia en Pozuelo de Alarcón para conocer Tacatá, el nuevo restaurante de un grupo de hosteleros que sabe impregnar el buen gusto en sus locales, combinándolo con una comida exquisita y unos precios razonables.

Tacatá es un sitio que trasmite energía positiva al entrar. Esto lo consigue gracias a los espacios amplios y la elección del blanco y verde como colores decorativos. La hermana de uno de los dueños tiene una empresa de diseño, y se nota cuando un profesional decora un local. Como elemento insignia de Tacatá han elegido el Origami, ese arte japonés que consiste en hacer formar de papel sin tijeras ni pegamento, y en concreto usan la figura del cisne, que decoran tanto las paredes como los manteles de las mesas.Además, cada rincón tiene algo especial y podemos ver cuadros con frases míticas del cine americano o retratos de Brad Pitt y Leonadro DiCaprio vestidos de reyes en el baño de las chicas.

Brad Pitt vestido de noble

Brad Pitt vestido de noble

A nivel de espacios cuenta con bastantes mesas, muchas de ellas con sofás donde poder comer cómodamente. También tienen una terraza bastante amplia para cuando llegue el calorcito y un proyector con pantalla gigante para ver los partidos de fútbol.

Una vez sentados en la mesa pudimos echar un ojo a la carta, y encontramos un selección de platos mediterráneos con toques bastante originales. Tienen entrantes, tostas, canapés en pan cristal, ensaladas, carnes y pescados. Nosotros pudimos probar media de un rico Foie Micuit (6,50€), un original y sabroso tartar de salmón con aguacate (12,5€), media coca vegetariana (3,75€), muy sana y ligera, unos originales calamares a la andaluza con alioli negro (7,5€), unas deliciosas alcachofas naturales fritas (8,5€) y como plato final un vacío de ternera (11€), en su punto justo y de buen sabor. Los platos son bastante contundentes y además se pueden pedir medias raciones de muchas cosas para probar más platos sin gastarse mucho.

Coca vegetal

Coca vegetal

No tuvimos hueco para el postre, pero nos quedamos con bastantes ganas, así que volveremos seguro porque Tacatá es un sitio que merece mucho la pena. Un placer para todos los sentidos, elegante, cómodo, relajado, espacioso y con buena comida. En definitiva, un gran restaurante.

Datos de interés

Qué: Restaurante Tacatá | Cocina mediterránea

Dónde: calle Grecia, 1 en Pozuelo de Alarcón

Cuánto:  unos 25 euros por persona | menús por 20, 25, 30 y 35 euros

¿Sabías que…? Los mismo dueños tienen una hamburguesería en Madrid que se llama Buns. Estamos deseando ir a probarla así que ya os contaremos!

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

El Olivar de Castillejo

Un pequeño escondite en el centro de Madrid Para los que dicen que en Madrid no hay nada que hacer en verano…se equivocan, sitios como este hacen que estar en verano en la capital sea un auténtico placer.El Olivar de Castillejo, una pequeña finca escondida en pleno barrio del Viso de Madrid en se convierte en un espacio natural privilegiado donde disfrutar de la gastronomía y la música en directo durante los…

Creme de la Creme

Establecimiento cerrado La nueva referencia gastronómica de ChuecaEl barrio de Chueca tiene grandes sorpresas y tenemos la suerte de que van llegando novedades que lo hacen cada vez más especial. Hoy quiero hablaros de Creme de la Creme (Santo Tome, 6), un restaurante que conocí gracias a la recomendación de un amigo y del que nos llevamos un recuerdo muy grato. Creme de la Creme abrió sus puertas el pasado 15 de…

Taberna Gaztelupe

Un clásico que se reinventa La obsesión de algunos restaurantes porque su carta introduzca al cebiche y la tempura como piezas fundamentales de su oferta culinaria, o la alternativa que los techos industriales y las paredes de ladrillo visto decoren los establecimientos; se ha convertido en una tendencia homogénea, más que aceptable y respetable, que agrada a unos, y disgusta a otros. ¡Todo es cuestión de gustos!Pero, para esos paladares que…

Los comentarios están cerrados.