La capital del pecado

 diciembre 29, 2015      por Celia Fernández

Evento caducado

Bienvenidos a la Capital de la carcajada

la capital del pecado

Un escenario y 7 velas: Juan Dávila no necesita más para provocar las carcajadas del público. «La Capital del Pecado» nos trae una hora y media de risas sin parar con un método tan recurrente como efectivo: elevar lo cotidiano a desternillantes situaciones con las que es imposible no sentirse identificado. Entre otros méritos,  el cómico ha logrado hacerse con dos pases semanales en la Chocita del Loro, un templo del humor por donde han desfilado artistas de la talla de Goyo Jiménez, Joseba o Santi Rodríguez. Pese a la amplia oferta de espectáculos de La Chocita, el actor ha logrado mantenerse y llegar con su monólogo a más de un millón de espectadores en la que es ya su tercera temporada. He aquí el porqué:

Desde su inicio, «La Capital del Pecado» arranca de una forma tan desconcertante como prometedora: comparando a los siete enanitos con los siete pecados capitales. Tras esta entrada, Juan comienza a interactuar con el público en una dinámica que se mantiene durante todo el espectáculo, haciendo que cada uno sea único e irrepetible. Su pertenencia al grupo de improvisación Improclan queda patente al sacar de cada situación y reacción del público una respuesta tan ingeniosa como desternillante, vertebrando su monólogo en torno a los famosos siete pecados capitales. Bajo la amenaza «te toca a ti», el cómico convierte su espectáculo en un continuo juego donde nadie está a salvo. Para los excesivamente tímidos, no hay de qué preocuparse: frente a otros espectáculos donde la risa es a costa de un avergonzado miembro del público, Juan se adapta y deja fluir la situación para que tanto los «elegidos» como el resto de personas disfruten del espectáculo.

Lejos de la forzada sobreactuación que a veces impide entrar de lleno en los espectáculos de humor, el actor invita al público con su tono hilarante y natural a un viaje de final totalmente impredecible. Desde el Arca de Noe al reggaetón, desde ex a koalas cantautores: en este desternillante espectáculo todo vale. Solo, en pareja, con amigos o incluso en familia, «La Capital del Pecado» supone una oportunidad única para disfrutar de unas buenas carcajadas y pasar una noche memorable compartiendo los momentazos del monólogo en algún cercano bar de Malasaña.

Datos de interés:

Qué: «La capital del pecado», de Juan Dávila

Dónde: La Chocita del Loro (Gra Vía, 70)

Cuándo: Los sabados a las 22:15h y los domingos a las 18:00h

Cuánto: A partir de 12€ en Atrápalo
 Web  Facebook

 

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

Fernando Moraño en NO-DO Y CRÉDITO

El cómico no deja político con cabeza Cansado de la situación insostenible que vive nuestro país, el cómico Fernando Moraño (Comedy Central) pone en marcha el show “NO-DO y Crédito”, un ácido repaso en clave de comedia por la actualidad española. Especializado en la sátira política, Moraño asegura una mirada afilada y sin concesiones por una España donde reinan la corrupción, la incultura y una total permisividad de los ciudadanos a los incontables abusos cometidos por el propio gobierno, la…

La Madre que me parió

La nueva comedia de Gabriel Olivares Madre no hay más que una. Y si no, que se lo digan a las protagonistas de La madre que me parió, comedia que se estrena el 18 de enero en el Teatro Fígaro, templo escénico situado en el número 5 de la Calle del Dr. Cortezo, en Madrid y que narra la historia de tres mujeres que, acompañadas por sus madres, asisten a la boda de una íntima amiga de la infancia. Una vez declarados marido…

Marta tiene un marcapasos, el musical de los Hombres G

Evento caducado Y la Gran Vía volvió a bailar al ritmo de los Hombres G 4 años llevaba el proyecto dando vueltas y varios meses con una fecha de estreno marcada en el calendario. El Jueves pasado por fin la Gran Vía volvió a vestirse de gala para el estreno del musical más importante del año. El que fuera el grupo de pop español más popular de los años 80, los Hombres G, veía por fin como su musical iba…