A&G

 marzo 29, 2017      por beatriz

Mucho más que un (excelente) cebiche

Si eres un apasionado de la cocina peruana, tienes que conocer A&G. Y si (todavía) no lo eres es porque aún no conoces este restaurante, que, situado en pleno corazón de Madrid, nos introduce de lleno en la mejor gastronomía peruana.

A&G, que aterrizó en Madrid hace ya 10 años, lo hizo directamente desde Lima, permitiéndonos comprender el porqué de que esta cocina goce de tantísimo reconocimiento a nivel internacional, y el hecho de que haga tan buenas migas con la japonesa. Y es que a pesar de los más de 15.000 km que separan la capital peruana de Tokio, sus propuestas gastronómicas tienen mucho en común, apostando en ambos casos por el arte de los pescados (semi)crudos, como el cebiche o el tiradito.

Bombón de mango en dos texturas A&G

Bombón de mango en dos texturas sobre granizado de mandarina

Pero no seamos «paletos» y pensemos que la cocina peruana se reduce al cebiche, ya que hay mucho más allá. De hecho, el propósito que se esconde tras A&G, es el de mostrar la riqueza de esta cocina, ofreciendo un recorrido por toda la gastronomía andina. O más bien, la alta gastronomía andina. Todo ello con un toque muy personal y auténtico, que deja entrever el trabajo de ingeniería que se esconde tras cada plato.

Así que nosotros, recibidos por el estupendo anfitrión Miguel Novoa, director, jefe de sala y socio fundador de A&G Madrid, nos dejamos llevar y aconsejar por el equipo; comenzando por un aperitivo que, utilizando como base la piel crujiente de la corvina, nos introduce de lleno en el concepto que propone A&G: hacer de cada bocado una verdadera experiencia, a través de sabores y elaboraciones nuevos, distintos a lo que hayas probado hasta ahora.

Aperitivo Restaurante A&G

Y tras este buen empiece, pasamos a los platos fuertes comenzando con el tiradito apaltado (22€), que se presenta en láminas de corvina, sobre cama de aguacate en leche de tigre clásica, y acompañado de unas esferas de aguacate que no consigo olvidar… No te lo pienses mucho ¡y pídelo! Porque es la definición de «explosión de sabor» en un sólo bocado. ¡Plato ????!

Tiradito apaltado A&G

Pero no bajamos el nivel y seguimos con la golosina del mar por excelencia: las zamburiñas (18€), un plato que nunca puede fallar. Y en este caso se sirven a la mantequilla de limón con ajo crocante por un lado, o caramelizadas al café con cerveza negra por el otro. Y tengo que decir que me quedo con las segundas por su originalidad y por lo sorprendentemete bien que combina el café con este molusco.

Zamburiñas A&G

De ahí pasamos al cebiche caliente (22€) de corvina en leche de tigre al ají amarillo, envuelto en hojas de plátano que no quisimos perdernos. Yo era la primera vez que oía hablar de cebiche cliente, y ya estoy deseando volverme a topar con él. No te vayas sin probarlo, porque es otro obligado de A&G.

Cebiche caliente A&G

Nos despedimos, muy a nuestro pesar, con un arroz con pato (27 €), salteado en wok, con criolla de rabanitos y salsa acebichada. Otra delicia para los sentidos. Y es que no esperes encontrarte un arroz con pato sin más, ya que la elaboración que esconde esta propuesta inunda de sabor cada cucharada. Sólo tengo que decir que es uno de los mejores arroces que he probado.

Arroz con pato A&G

Y llegamos al final de la velada con los postres. Por llamarlos de alguna manera, porque son de otro nivel. Y es que no te esperes una tarta de queso o un tiramisú, sino elaboraciones que están al nivel del resto de la carta.

En nuestro caso nos sorprendieron con unas semillas falsas de lúcuma (11€), hechas a base de mousse de esta fruta, muy típica en perú, con cobertura de  cacao, sobre tierra falsa de fondant y quínoa garrapiñada, adornadas con hojas de lima kafir. Lúcuma postre A&;G

Pero se empeñaron en sorprendernos y lo consiguieron hasta con el último plato. Un bombón de mango en dos texturas (12€) con una base de granizado de mandarina. Otra de las joyas de la corona, ya que sólo su presentación es un espectáculo.

Sin duda, A&G fue una sorpresa. Iba con las expectativas altas pero consiguieron superarlas. Y lo bueno es que nos quedaron muchísimos platos por conocer, como el anticucho, el tiradito… Así que no me quedará más remedio que volver para seguir rechupeteándome con las creaciones de este restaurante. ¡Hasta pronto A&G!

Datos de interés

Qué: A&G, primer restaurante de alta cocina peruana en el corazón de Madrid

Dónde: Calle Ayala, 27  (metro Serrano o Velázquez)

Cuándo: de lunes a sábado de 13.30 a 15.30 h y de 20.30 a 23.30 h; y los domingos de 13.30 a 15.30 h

Cuánto: 50€. Cuentan con menú tradición (45€) y con un menú degustación yaykuna (69€)

Contacto: 91 702 6262 / info@aygmadrid.com

Más información: en su página web, Instagram o Facebook

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

La Gastro de Chema Soler

Mucho más que croquetas Si como yo, y como el 99% de la población, eres de los que no se puede resistir a unas buenas croquetas, probablemente conozcas La Gastrocroquetería de Chema. Toda una institución en esta materia, siendo de los primeros que apostó por las croquetas gourmet en Madrid, cuando cualquier croqueta que llevara entre sus ingredientes algo más allá del cocido, nos parecía una súper novedad. [caption id="attachment_47307" align="aligncenter" width="600"] El local cuenta con varios espacios: zona de…

La Antoñita

Un lavado de cara (literal) al casticismo Los bares centenarios de La Latina parecen anclados en un pasado de chulapos y chotis, pero hay lugares especiales que resisten el paso del tiempo experimentando con la vanguardia en los fogones. Este es el modus operandi de La Antoñita, el restaurante que ha salpimentado la Posada del Dragón con una cocina de autor imaginativa y de calidad magnífica.La Posada del Dragón es…

La Chingona

La CHINGONA, un viaje a Mexico sin salir de Madrid La Chingona se trata del nuevo mexicano del grupo La Rumba. Ya sólo por esto nos trasmite calidad pero la verdad es que después de ir a probarlo nos hemos hecho fans incondicionales. Te contamos todo. En pleno barrio de Alonso Martínez han creado una verdadera cantina mexicana que hizo que nos sintiéramos como si estuviéramos cenando en el propio México. Una gran barra revestida de madera con ilustraciones típicas…